Confis aprobó vigencias futuras para el metro de Bogotá, el Regiotram de Occidente y las fases II y III del TransMilenio a Soacha

El Presidente Santos indicó que están asegurados todos los recursos para esos aportes al transporte de Bogotá, Cundinamarca y Soacha.

El presidente Juan Manuel Santos anunció que en el último Consejo Superior de Política Fiscal (CONFIS) se aprobaron las vigencias futuras de la Nación para financiar las obras de la primera línea del Metro de Bogotá, el Regiotram de Occidente de Cundinamarca  y las fases II y III del TransMilenio a Soacha.

“El CONFIS aprobó vigencias futuras para el Metro por 15,1 billones de pesos. También aprobó vigencias futuras para el Regiotram, que es el tren ligero que se conecta con el Metro, por 1.3 billones, y también aprobó 632 mil millones de vigencias futuras para la conexión del Transmilenio Soacha”, declaró el Mandatario.

El Jefe del Estado señaló que “están asegurados todos los recursos para esos aportes al transporte de Bogotá y Cundinamarca”.

Agregó que una vez estén firmados los convenios de cofinanciación comienzan los procesos para abrir las licitaciones “y eso quiere decir que las obras están aseguradas”.

En la clase política existía cierto nerviosismo porque a pesar de contar con el COMPES para financiar las obras de Bogotá y la Sabana, faltaba el concepto del Consejo Superior de Política Fiscal CONFIS, quien en últimas es el que autoriza la asunción de obligaciones que afecten presupuestos de vigencias futuras.

Con la aprobación del CONFIS, la Nación se obliga a aportar el 70% y el Distrito el 30% restante para del metro elevado. Igual que para el Regiotram, donde el departamento financia el 30% del valor de la obra. En el caso de las fases II y III del TransMilenio a Soacha, la Nación aportará el 70% y el municipio de Soacha y la Gobernación de Cundinamarca aportan cada uno el 15% del costo total.

Se espera que tras la firma de los correspondientes convenios entre la Nación, el Distrito y el Departamento, se dará paso a  la estructuración de las licitaciones con las que se escogerán las empresas y compañías para construir toda la infraestructura de transporte en la capital y la Sabana de Bogotá.

Ese proceso se tiene que realizar antes de que comience a regir la ley de garantías por las elecciones de 2018, que prohíben la  suscripción de ese tipo acuerdos interadministrativos.

Noviembre 9 de 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *